En acupuntura consideramos el negro como la Fuente de todo, es el Origen de la esencia, la energía Jing y como todo lo negro de características Yin (oscuro, frío, femenino, pasivo, receptivo…). Su cede está en los riñones. En el enfoque mágico habla de la cueva donde el Dragón protege el Tesoro, la relación entre la energía sexual y nuestra Esencia.

En chamanismo se contempla el Vacío Insondable, y la vagina como órgano de creación y poder, resonancia y vinculación, la fuente de la vida y de la muerte; también se contempla en lo profundo al Guardián. En nahuatl -el lenguaje de los aztecas- la obsidiana era conocida como itztli, que significa “piedra divina”, y es usada tanto por sacerdotisas y sacerdotes por sus propiedades espirituales, como por guerreros debido a su hoja cortante.

En esta ocasión hablaré de una piedra negra, la Obsidiana, que debido a su color tiene una clara función de penetrar en la oscuridad, absorber energías negativas o perversas y aportar desde su oscuridad Luz a tu Alma.

La Obsidiana no es propiamente una piedra sino un mineraloide, es lava fundida que se ha enfriado con mucha rapidez y aunque parezca cristal, no se ha llegado a cristalizar, es un vidrio volcánico. Es una piedra poderosa que opera con rapidez e intensidad. Es una piedra protectora que tiene la capacidad de anular y eliminar energías negativas.

obsidiana manejo de piedras y cristales yin yang chakras sevilla almanecer toma conciencia

Bio_Energética: Ayuda a eliminar los bloqueos energéticos y las tensiones. Colabora en la «digestión» de las dificultades del día a día. Reduce las radiaciones geopáticas y absorbe la polución medioambiental.

Como piedra protectora bloquea los ataques psíquicos (p.e. la envidia) y debilita las influencias negativas, que deriva al núcleo terrestre, a estar estrechamente relacionada con él. También ayuda a enraizarnos.

Psico-Emocional: Ayuda a vencer los miedos, incrementando la confianza. Ayuda a aclarar la mente y a reducir la confusión, potenciando el autocontrol. Reduce la influencia de los condicionamientos.

Crecimiento personal: Si quieres una piedra para trabajarte encontrarás en la obsidiana un buen aliado. Vitaliza el propósito existencial del Alma, facilitando el autoencuentro. Esta piedra permite viajar al pasado para reconocer y trabajar tus traumas. Se la considera la piedra de la verdad (sinceridad, honestidad…), siendo despiadada a la hora de mostrarnos nuestros fallos y debilidades, pues nada queda oculto a su energía, ayudándonos en nuestro trabajo personal. Debido a que es una piedra muy intensa, si su uso te remueve mucho o te desborda, sustitúyela por una obsidiana copo de nieve.

Es una sanadora del Alma, estimulando el crecimiento en todos los niveles, animando a explorar lo desconocido y abriendonos a nuevos horizontes.

Sanación: Además de absorber la bruma que envuelve toda enfermedad, desintoxica la sangre es una piedra excelente para la rigidez y la tensión muscular, estando indicada en afecciones articulares, calambres, así como para zonas inflamadas con dolor. Ayuda a frenar las hemorragias. Está indicada en artritis y reuma (colocarla en la articulación afectada), mala circulación y afecciones de próstata y útero en la forma de Huevo, tema que expondré en un próximo escrito..

Meditación: Facilita la comprensión de la causa de las enfermedades, así como la clarividencia colocada en el chakra 6.

Práctica: Ten una experiencia antes de dormirte, colocando una Obsidiana en el plexo solar o debajo de la almohada, y verás como el estrés acumulado durante el día se va disolviendo, sintiéndote más calmad@. También la puedes colocar en la mesita de noche de tu hij@ si es miedoso (sensible).

Limpieza: Limpiar bajo un chorro de agua fresquita antes de usarla y tras su uso para limpiar energías.

 

¡Despierta!

Ayuda a tus contactos a tomar conciencia. :)