Uno de los revolucionarios espirituales de nuestro siglo fué Carlos Castaneda, antropólogo osado que sin saberlo se metió en la boca del lobo, su maestro y guía espiritual Don Juan Matús, indio yaqui del desierto de Sonora que «golpea al Intelectual» con su conocimiento implacable e impecable y lo conduce hacia el autoconocimiento y el despertar a otras realidades que pertenecen al Mundo del Nagual, y a recorrer el camino del guerrero. Esta historia de iniciación y trabajo interno, que Carlos Castaneda cuenta a través de más de ocho libros, que ofrecen al lector una visión disciplinada y coherente sobre la espiritualidad, así como la forma reglada de acceder a ella.

El mundo tolteca 

Se llama toltequidad (en náhuatl, tol-teca-yo-tl, transcrito como toltecáyotl) al legado ideológico de las culturas precolombinas de Mesoamérica. El término toltequidad es traducción del náhuatl toltecayotl, a su ver formado el gentilicio toltecatl que era usado también para designar a la ‘persona instruida en artes prácticas’. Con el tiempo, llegó a ser un título de pertenencia cultural que emplearon para designarse a sí mismos los artesanos y eruditos de Mesoamérica. El primer diccionario de la lengua náhuatl, redactado en el siglo XVI por el padre Molina, traduce el término toltecayotl como «arte para vivir».

Toltequidad también, es el nombre genérico dado al conocimiento tolteca, o al conocimiento dejado por los antiguos habitantes de Tula. No se utiliza en entornos universitarios, ni en análisis arqueológicos. La validez histórica de la toltequidad como tal tiende a ser polémica, incluso los historiadores no se ponen de acuerdo en la ciudad de los toltecas que conocemos como tales, normalmente se considera a Tula (en el asentamiento conocido como el «Chico») como la base alrededor del año 550 , y está muy relacionada con la historia de Quetzalcoatl.Si bien los Toltecas dieron lugar a la fundación de una ciudad legendaria llamada Tula o Tollan (Tol- + -tlan = Capital, el nombre de la ciudad tolteca propiamente dicho era Xicocotitlan).

En mi viaje a Perú, que coincidió con la reunión mundial de chamanes en Machupichu, tuve un encuentro causal con un tolteca y nos explicó a los reunidos el desarrollo de la conciencia en el pueblo maya, nos comentó que los mayas se constituían por grupos en base a su desarrollo interno o espiritual, y que de los 4 grupos, el tercero en desarrollo son los toltecas, los hombres y mujeres de conocimiento (los que saben vivir -estrategia-) y que el último grupo (y por ende el siguiente nivel espiritual) eran los mayas o el nivel del despertar. Esta oportunidad que me brindó el Espíritu me permitió comprender algo que la arqueología difícilmente puede hacer (salvo catalogar e intentar reestructurar desde piezas sueltas con la total ausencia del conocimiento interno), :hay una cultura precolombina que se ordena en base a su desarrollo interior y que culmina en el grupo maya, cuyo estado previo es el tolteca.

«Tú serás llamado El Tolteca por habernos creado y formado, oh Serpiente Emplumada»

Popol VuhI


«El tolteca es sabio, es una lumbre, una antorcha, una gruesa antorcha que no ahuma. Hace sabios los rostros ajenos, les hace tomar corazón. No pasa por encima de las cosas: se detiene, reflexiona, observa.»

Códice Matritense


«El tolteca es un espejo horadado por ambos lados. Suya es la tinta, los códices; él mismo es escritura y sabiduría, camino, guía veraz para otros; conduce a las personas y a las cosas, y es una autoridad en los asuntos humanos.»

Códice Matritense


Los Toltecas se llamaban a sí mismos Quinameh (equilibrados) y se saludaban diciendo: «que no te caigas sobre la tierra.»

Anales de Cuauhtitlan


Neochamanismo

La idea de los grupos de neochamanismo, derivada de Castaneda, se resume en que puede llevarse un estilo de vida de respeto a los mayores, para obtener conocimiento y conservarlo sin dañar a otros. Desde el punto de vista de movimiento de neochamanismo, Ken Eagle menciona en su libro temas parecidos a Carlos Castaneda, con la salvedad que hace relación a elementos del ejército de Estados Unidos (Rangers) en lugar del término usado originalmente por Castaneda, Acechadores o en inglés Stalkers. En su libro «el segundo anillo de poder» se refiere genéricamente a los Toltecas como los «conservadores de secretos» en su libro el «Segundo Anillo de poder». Por otro lado los libros de Don Miguel Ruiz, mismo que muestra una serie de acuerdos que nos hacen replantearnos la necesidad de una ética personal, un código de honor que Don Juan Matús describía a través de vivir con impecabilidad, algo fundamental para la humanidad si queremos corregir la desviación y pérdida de referencia en la que nos encontramos actualmente.

Carlos Castaneda (Carlos César Salvador Aranha Castañeda) (São Paulo, 25 de diciembre de 1935 – Los Ángeles, 27 de abril de 1998), antropólogo, autor de una serie de libros que describen el conocimiento tolteca, alineados dentro del contexto del camino del guerrero, una forma de disciplina para la transcender el ego y acceder a la libertad que ofrece el despertar interno.

La obra de Castaneda, escrita en inglés pese a que él hablaba perfectamente castellano (de hecho, corregía personalmente las traducciones al español), es un recuento de la cosmología que Don Juan Matus le inculcó. Escritas en primera persona, se han convertido en un clásico de la literatura espiritual y la Nueva Era. En sus 4 primeros libros, relata sus experiencias con Don Juan, hasta la muerte de éste: 

* Las enseñanzas de Don Juan (The Teachings of Don Juan: A Yaqui Way of Knowledge, 1968, que además fue su tesis).  

* Una realidad aparte (A Separate Reality, 1971)

* Viaje a Ixtlán (Journey to Ixtlan, 1973); con él obtuvo su doctorado. 

* Relatos de poder (Tales Of Power, 1975

Es en los dos primeros libros donde Castaneda centra su atención en el uso del peyote (Mezcalito), y que era considerado un protector al igual que la presencia de aliados en una clase de datura y el uso de hongos de la clase psilocybe que Don Juan utilizaba, como medio para obtener lo que Carlos Castaneda llamó «estados de conciencia acrecentada». A partir del tercero, «Viaje a Ixtlán», replantea por completo el contenido de los libros para centrarse en alcanzar «otras realidades» sin el uso de ninguna clase de enteógeno. En el cuarto, «Relatos de Poder», se cuenta el «abandono del mundo» (muerte o transición a otro mundo) por parte de Don Juan, lo que dejaría a Castaneda como su heredero o «Nagual», libre de adoptar sus propios discípulos. A partir de estos libros empieza otra etapa más mística: 

 * El segundo anillo de poder (The Second Ring Of Power, 1977)

* El don del águila (The Eagle’s Gift’, 1981)

* El fuego interno (The Fire From Within, 1984)

* El conocimiento silencioso (The Power Of Silence, 1987)

* El arte de ensoñar (The Art Of Dreaming, 1993)

* El silencio interno (Silent Knowlegde, 1996)

* El lado activo del infinito (The Active Side of Infinity, 1999)

* Pases mágicos (Magical Passes, 1999)

* La rueda del tiempo (The Wheel of Time, 2000) 

El Camino del Guerrero, un camino con corazón (frases de Carlos Castaneda)

«Cualquier cosa es un camino entre un millón de caminos. Por tanto, un guerrero siempre debe tener presente que un camino es sólo un camino; si siente que no debería seguido, no debe permanecer en él bajo ninguna circunstancia. Su decisión de mantenerse en ese camino o de abandonado debe estar libre de miedo o ambición. Debe observar cada camino de cerca y de manera deliberada. y hay una pregunta que un guerrero tiene que hacerse, obligatoriamente: ¿Tiene corazón este camino?

Todos los caminos son lo mismo: no llevan a ninguna parte. Sin embargo, un camino sin corazón nunca es agradable. En cambio, un camino con corazón resulta sencillo: a un guerrero no le cuesta tomarle gusto; el viaje se hace gozoso; mientras un hombre lo sigue, es uno con él». 


«Cuando un hombre se embarca en el camino del guerrero, poco a poco se va dando cuenta de que la vida ordinaria ha quedado atrás para siempre. Los medios del mundo ordinario ya no le sirven de sostén y debe adoptar un nuevo modo de vida para sobrevivir».


«Un guerrero sabe que es sólo un hombre. Su único pesar es que su vída es tan corta que no le permite asir todas las cosas que quisiera. Pero, para él, eso no es un problema; es sólo una lástima.»


El arte del Acecho

Ya Gurdjieff señaló la importancia de la atención, como herramienta para tomar consciencia (darnos cuenta) de nuestro estado de sueño profundo y de la identificación con la mente, lo que ayuda considerablemente a refinar la condición humana. Este estado de atención relajada, de autoobservación y de reconocimiento es llamada por Don Juan el arte del acecho

Acechar como un depredador a su presa, sin compasión, de forma implacable, pero ¿qué acechar?, tus rutinas, tus hábitos y costumbres, tus fijaciones, tus identificaciones, tus reacciones, tus apegos, tus egos, tu importancia personal… ¡ Te cazas tu o te caza el sistema !

El acecho te permite descubrir aquello que no eres, pero con lo que te identificas, convirtiéndote en un cazador de tus justificaciones y mentiras, de las excusas del ego para seguir ocupando un lugar que no le corresponde y que te impide llegar a SER. Escudriñar la mente, ver con claridad su estructura, y como funciona, es comprender nuestro comportamiento (que en realidad no es nuestro, es nuestro ego –el sustituto-), así como el porque reaccionamos de una forma u otra y el porque dependemos de personas y de hábitos que nos desgastan a diario. Nuestra historia personal en realidad no es nuestra, es el resultado de haber usado un papel determinado para sobrevivir en nuestro entorno y tras años de identificación, hemos olvidado que somos un actor y que no somos el papel o el guión (personalidad), que representábamos para ser más queridos o evitar el daño físico y emocional, incluso el rechazo. Lo primero que perdimos fue la lealtad a nosotros mismos y después terminamos por olvidar que estábamos actuando.

Todo esto conlleva comprender que es el primer paso en el camino, conlleva desarrollar la atención, mantener la presencia, aplicar el acecho en el día a día.

Talleres sobre Acecho, Eneagrama y Esencias florales 

Estos talleres te enseñarán a manejarte desde el acecho, a observarte, a reconocerte, orientando el trabajo al autoconocimiento a través del Eneagrama, lo que permite ir desmontando el puzzle de tu personalidad, aquella que sustituye a tu ser y gracias a la cual has sobrevivido, y que ya no necesitas, claro está, si es que quieres llegar a ser tu mism@. El problema de fondo es la identificación y el automatismo. Para desidentificarnos es necesario darnos cuenta de la identificación, y lo mismo ocurre con funcionar en automático, mientras no tomes consciencia de ello, seguirás así hasta que te mueras. Así pues, el acecho nos permite reconocer lo que es adquirido o añadido y lo que es propio, permitiendo saber que es lo que hay que cambiar en nosotros, siendo siempre esa transformación una forma de acercarnos a lo que somos, de quitar capas, corazas, mecanismos, fijaciones, pasiones, y diría más, hay cosas que no somos que soltamos y otras que transformamos. Usaremos esencias florales para que podamos realizar un trabajo consciente y que nos permita perseverar en el intento de llegar a ser, y esto requiere honestidad, coherencia e impecabilidad.

SUGERENCIA

Este es uno de los libros de textos del curso de Alquimia Interior (en el nivel avanzado), no tiene desperdicio y aunque Carlos Castaneda tiene una amplia bibliografía, no hay vida para tanto y son tiempos de síntesis, integración y práctica, no hay tiempo (aunque no existe) para el «turismo espiritual» (Gurdjieff). Armando Torres hace un recorrido sobre las enseñanzas toltecas y el conocimiento de Castaneda, que transmite concienzudamente en forma de charlas y diálogos muy enriquecedores a través de los cuales, se presenta la sabiduría tolteca Repito, no tiene desperdicio.

Como decía Castaneda, impecable es el correcto uso de la energía (y del tiempo), así que puedes considerar esta propuesta de Encuentros con el Nagualcomo purita impecabilidad no más, ya que ganarás tiempo y si lo pones en práctica energía. ¡Qué más se le puede pedir a un libro!

¡Despierta!

Ayuda a tus contactos a tomar conciencia. :)